Lasaña con salsa bechamel

Una rica y bien preparada lasaña de carne, cebolla, zanahoria y tomates, con mucha salsa bechamel y una última capa de queso. ¡Simplemente, inmejorable!

Receta de lasaña con salsa bechamel

Ingredientes para preparar lasaña con salsa bechamel

  • Para el relleno de la lasaña:
  • Aceite de oliva extra virgen
  • 40 gr. de mantequilla
  • 2 cucharadas de cebolla bien picada
  • 2 cucharadas de zanahorias cortadas en dados
  • 2 cucharadas de apio cortado en dados
  • 250 ml. de vino blanco seco o vino tinto
  • 350 gr. de carne de vacuno picada gruesa
  • 8 cucharadas de leche entera
  • 1/2 cucharadita de nuez moscada rallada
  • 500 gr. de tomates en lata enteros (pelados y cortados en trozos grandes)
  • 6 láminas de queso para fundir
  • 250 gr. de láminas de lasaña secas
  • 40 gr. de queso parmesano rallado
  • 30 gr. de mantequilla
  • Sal
  • Para la salsa bechamel:
  • 750 ml. de leche entera
  • 45 gr. de mantequilla
  • 1/2 cebolla mediana troceada en cuartos
  • 4 cucharadas al ras de harina común
  • Pimienta negra molida
  • 4 granos de pimienta negra
  • 1 hoja de laurel
  • Nuez moscada
  • Sal

¿Cómo preparar lasaña con salsa bechamel?

  • Para hacer el relleno de la lasaña:
  • En primer lugar, ponemos una sartén con un poco de aceite (unas 3 cucharadas) a fuego medio, y cuando haya adquirido algo de temperatura, doramos la cebolla.
  • Luego, añadimos la zanahoria y el apio y seguimos cocinando hasta que cambien de color. Entonces incorporamos la mantequilla y la carne.
  • Seguimos cocinando el relleno de la lasaña con salsa bechamel removiendo de vez en cuando con una cuchara de madera, hasta que la carne pierda su color crudo.
  • En ese momento, espolvoreamos sal, echamos el vino y seguimos cocinando hasta que éste se haya evaporado. Vertemos el resto de leche, la nuez moscada rallada, y seguimos removiendo hasta reducir la leche.
  • Añadimos los tomates muy picados, removemos, y cuando se formen burbujas, bajamos el fuego, y seguimos cocinando el sofrito de la lasaña con salsa bechamel durante unos 50 minutos más, removiendo de vez en cuando.
  • Para hacer la bechamel:
  • En un cazo, añadimos 750 ml. de leche junto con media cebolla (de tamaño medio) picada, los granos de pimienta, el laurel y una pizca de sal, y calentamos hasta que hierva.
  • Por otro lado, en una olla a fuego medio-lento derretimos la mantequilla. Cuando esté derretida, añadimos harina (espolvoreándola), y batimos con unas varillas de mano hasta que esté formada la pasta.
  • Cuando la leche esté hirviendo, la colamos y la añadimos a la olla de la harina con una cuchara, mezclando todo bien entre cucharada y cucharada.
  • Cuando la mezcla de la bechamel esté líquida, añadiremos la leche más rápidamente, y seguiremos cocinando hasta que la salsa bechamel comience a espesar, removiendo en todo momento.
  • Después, rectificamos de sal, condimentamos con la nuez moscada, y retiramos los granos de pimienta.
  • Para montar la lasaña con salsa bechamel:
  • Ahora, pasamos las láminas de pasta (especial para lasaña) por agua hirviendo y las reservamos. Calentamos el horno a 200ºC.
  • En una fuente de horno bien engrasada, ponemos un tercera parte de la salsa bechamel, una capa de pasta encima, y otra de relleno, y seguimos con otra parte de bechamel, pasta, relleno, el resto de bechamel y queso para terminar.
  • Por último, horneamos la lasaña con salsa bechamel durante 15 minutos (los últimos 5 con el grill, para gratinar), o hasta formar una capa dorada, y dejamos reposar 5 minutos más antes de servir.
  • Foto orientativa: Barisione.
Nota del autor:

Si vas a congelar la lasaña, hazlo una vez montada, pero antes de haberla horneado. Le puedes echar el queso y todo por encima, de manera que cuando la descongeles el día que vayas a comerla, sólo tengas que hornearla. Para esto, van muy bien los recipientes de aluminio desechables.

Comentarios sobre lasaña con salsa bechamel

  • Hola! Anoche cocinamos una lasaña con salsa bechamel, pero nos sobró bastante así que decidimos taparla con papel plata y volverla a meter en la bandeja del horno. Hoy por la noche la hemos sacado para calentarla y comerla pero nos han advertido que podría ser muy dañina al no haberla guardado en el frigorífico ya que tiene leche, un ingrediente que nunca debe estar fuera....Por favor,si alguien puede resolvernos esta duda,nos quedaríamos más tranquilos. Gracias.

    Comentario de camilo26 el 15-02-2010
  • ¡Qué buena está!!!! se tarda más de lo que pone, pero eso depende de lo rápido que sea el cocinero.

    Comentario de fredypardom el 08-11-2010